NO ME LLAMES EXTRANJERO

.

El día 1 de septiembre de 2012 miles de PERSONAS verán limitado su acceso a la sanidad pública en España, se trata de extranjeros que se encuentren en situación irregular.

Estas PERSONAS, que han contribuido con su trabajo (la mayor parte de las veces en condiciones muy precarias) y su consumo a la riqueza, crecimiento y rejuvenecimiento del país, se van a ver despojadas del derecho a la salud gratuita, (Real Decreto-ley 16/2012, de 20 de abril, de medidas urgentes para garantizar la sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud y mejorar la calidad y seguridad de sus prestaciones, que puedes leer íntegramente en la anterior entrada)

Específicamente, se les veta como asegurados o beneficiarios y su atención pasa a considerarse como: “Asistencia sanitaria en situaciones especiales”:

Los extranjeros no registrados ni autorizados como residentes en España, recibirán asistencia sanitaria en las siguientes modalidades:
  • De urgencia por enfermedad grave o accidente, cualquiera que sea su causa, hasta la situación de alta médica.
  • De asistencia al embarazo, parto y postparto.
En todo caso, los extranjeros menores de 18 años recibirán asistencia sanitaria en las mismas condiciones que los españoles

Para la atención sanitaria a las PERSONAS que no se encuentren en estos supuestos, se prevén convenios con ONGs, lo que nos llevaría a la creación de un sistema paralelo y asistencialista más propio de la beneficencia que de un Estado Social o convenios especiales en los que sólo habría salud para los que pudiesen pagarla.

El colectivo de las personas inmigrantes, siempre se ha encontrado en el punto de mira de las iras colectivas como un “enemigo” fácil de identificar y “culpable” de los males de la sociedad (delincuencia, abuso de las redes públicas, acaparadores de recursos…) ¿Quién no ha escuchado alguna vez aquello de que se les regalan los pisos? Larga ha sido la lucha de muchos colectivos tratando de desmontar creencias erróneas en relación con las PERSONAS inmigrantes. Véase aquí un interesante escrito de médicos del mundo: 8 mitos (y mentiras) sobre #inmigración y #Sanidad

Desde Marea Naranja, queremos mostrar nuestro total desacuerdo con esta medida, que ataca a los más vulnerables y los relega a ciudadanos de segunda, recordando la célebre frase que pronunció en 1965 el escritor suizo Max Frisch: Pedimos mano de obra y nos llegaron PERSONAS.

Os recomendamos que leáis con atención la letra y escuchéis la canción de Rafael Amor, cantautor y poeta argentino nacido en Buenos Aires en 1948, “No me llames extranjero”, que en cada frase nos recuerda que todos somos PERSONAS antes de que nos pongan etiquetas que limiten nuestras vidas y que, en cualquier momento, todos podemos ser extranjeros.

Para poder reproducir la letra y video de esta canción hemos pedido permiso al autor de la misma, que comprometido con los problemas sociales, nos ha autorizado el uso de su canción y nos ha comunicado su apoyo para tal acto de justicia y razón, enviándonos un abrazo solidario y su apoyo incondicional. Gracias Rafael!!

Alberto Cortez y Facundo Cabral, interpretaron mano a mano esta canción. Esperamos que os guste.

………..

No me llames extranjero, porque haya nacido lejos,
O por que tenga otro nombre la tierra de dónde vengo
No me llames extranjero, porque fue distinto el seno
O porque acunó mi infancia otro idioma de los cuentos,
No me llames extranjero si en el amor de una madre,
Tuvimos la misma luz en el canto y en el beso,
Con que nos sueñan iguales las madres contra su pecho.

No me llames extranjero, ni pienses de dónde vengo,
Mejor saber dónde vamos, adonde nos lleva el tiempo,
No me llames extranjero, porque tu pan y tu fuego,
Calman mi hambre y frío, y me cobije tu techo,
No me llames extranjero tu trigo es como mi trigo
Tu mano como la mía, tu fuego como mi fuego,
Y el hambre no avisa nunca, vive cambiando de dueño.

Y me llamas extranjero porque me trajo un camino,
Porque nací en otro pueblo, porque conozco otros mares,
Y zarpé un día de otro puerto, si siempre quedan iguales en el
Adiós los pañuelos, y las pupilas borrosas de los que dejamos
Lejos, los amigos que nos nombran y son iguales los rezos
Y el amor de la que sueña con el día del regreso.
No me llames extranjero, traemos el mismo grito,
El mismo cansancio viejo que viene arrastrando el hombre
Desde el fondo de los tiempos, cuando no existían fronteras,
Antes que vinieran ellos, los que dividen y matan,
Los que roban los que mienten los que venden nuestros sueños,
Los que inventaron un día, esta palabra, extranjero.

No me llames extranjero que es una palabra triste,
Que es una palabra helada huele a olvido y a destierro,
No me llames extranjero mira tu niño y el mío
Como corren de la mano hasta el final del sendero,
No los llames extranjeros ellos no saben de idiomas
De límites ni banderas, míralos se van al cielo
Por una risa paloma que los reúne en el vuelo.

No me llames extranjero piensa en tu hermano y el mío
El cuerpo lleno de balas besando de muerte el suelo,
Ellos no eran extranjeros se conocían de siempre
Por la libertad eterna e igual de libres murieron
No me llames extranjero, mírame bien a los ojos,
Mucho más allá del odio, del egoísmo y el miedo,
Y verás que soy un hombre, no puedo ser extranjero.

RAFAEL AMOR®

 

Anuncios

Un comentario el “NO ME LLAMES EXTRANJERO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s