Rudi no responde

Si las organizaciones sociales tienen que estar atendiendo a las familias en situaciones muchas veces extremas, es precisamente por la dejación de responsabilidades de la que ha hecho gala la Comunidad Autónoma de Aragón.

El pasado jueves 31 de octubre, como todos los años Cruz Roja salió a la calle para solicitar la colaboración económica de los ciudadanos de Zaragoza.  Su objetivo para este año es disponer de dinero para adquirir alimentos con los que apoyar a las familias con necesidades sociales.  Sabemos de la labor que desempeñan y muchos de nosotros hemos tenido que acudir a ellos para poder hacer frente a alguna situación.

imagenes_carlos_moncin___0002_012e3952

Imágen de Carlos Moncin en Aragón Hoy

A una de las mesas acudió la Presidenta Doña Luisa Fernanda Rudi apoyando y animando con su ejemplo a que los ciudadanos aporten su solidaridad.  Entendemos que como ciudadana de forma callada y anónima apoye a esta u otras organizaciones.  Cuando este gesto lo convierte en público y acuden con fotógrafos y prensa nos llena de estupor porque, si organizaciones como Cruz Roja y otras como Cáritas tienen que estar atendiendo a las familias en situaciones muchas veces extremas, es precisamente por la dejación de responsabilidades de la que ha hecho gala la Comunidad Autónoma que ella dirige.

Son las Instituciones las que deben garantizar la cobertura de necesidades básicas a las personas en esta situación de crisis y deben hacerlo porque así lo marca la ley y porque así lo recogen los derechos de los ciudadanos recogidos tanto en la Constitución Española como en el Estatuto de Autonomía.

Es el Gobierno de la Comunidad el que debe poner los medios para que las familias que han perdido sus empleos y agotados sus prestaciones puedan cubrir las necesidades básicas dignamente y para ello nuestra Comunidad tiene el Ingreso Aragonés de Inserción.

Si la señora presidenta quiere dar ejemplo de solidaridad que empiece por hacer cumplir la ley que regula la prestación y no permita que su consejería tarde diez meses en resolver un expediente y seis en renovar uno que ya estaba concedido.

Si quiere dar ejemplo que destine las cuantías necesarias en los presupuestos para hacer frente a las necesidades del Ingreso Aragonés de Inserción y destine más del 0,5% que viene dedicando hasta ahora.

Si quiere dar ejemplo que priorice a los ciudadanos en sus políticas y no a quedar bien con los bancos y a tapar agujeros  como el de Plaza.

Si quiere dar ejemplo que viva con 621 € al mes que es con lo que su gobierno ha decidido que una familia puede vivir y es la cantidad máxima de esta prestación.

Si quiere dar ejemplo que rectifique su política de becas de comedor y apoye a las familias.

Que cumpla la ley la señora Presidenta y apueste por los ciudadanos a los que representa, de esta manera organizaciones como Cruz Roja y otras no se verán en la necesidad de pedir dinero para comprar alimentos con los que paliar el hambre de las personas que sufren esta crisis sin haberla provocado.

Lo que necesitamos son derechos y justicia.

Si la Sra. Presidenta Rudi no sabe lo que están pasando las familias aragonesas que escuche a nuestra compañera de Marea Naranja Aurora que nos explica que desde hace años tiene que acudir a la Cruz Roja y al Banco de alimentos debido a la imposibilidad de cubrir sus necesidades básicas.  Aurora fue entrevistada por Carles Francino en la Ventana de la Ser hace unos días:
Ponemos rostro a los datos del paro desde Zaragoza

Anuncios

La marea naranja llega a Cáritas

Un numeroso grupo de técnicos/as y voluntarios/as de las Cáritas Diocesanas y parroquiales de casi todas las Comunidades autónomas españolas, Ecuador y Marruecos,  participantes en la XX Escuela de Verano de Cáritas española (El Escorial 1-4 Julio) han contribuido con su gesto a la denuncia contra los actuales  Recortes en Servicios Sociales en España, además de compromterse con la difusión de esta iniciativa en sus territorios y espacios cotidianos.
Una de las ponencias marco de esta Escuela fue impartida por Arcadi Oliveres, que incidió en la importancia de no retroceder ni un paso en los Derechos de protección social y el Estado de bienestar, que tienen un enorme impacto en toda la población y especialmente en las personas más vulnerables y empobrecidas de la sociedad española.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

//